Con 35 Era Alcohólica Y Todos Pensaban Que Estaba Embarazada Pero No Esperaba Un Bebé…

Tomar un trago no tiene nada de malo, de hecho sirve para relajarnos y si es compartido con amigos o familiares aún mejor, pero todos los excesos son malos y beber cada día una gran cantidad puede traer consecuencias a nuestro organismo que hasta pueden ser irreversibles. Por eso si vas a beber hazlo con precaución y no para emborracharte, además si vas a beber pasa las llaves de tu vehículo.

La protagonista de esta historia es Jo de 35 años una mujer que debido a la gran barriga que poseía era tratada como una embarazada donde iba, pero ella no estaba esperando un bebé. Su barriga era producto del gran consumo de alcohol.

Jo trabajó por años en un bar y se hizo adicta al alcohol, bebiendo al menos tres botellas de vino cada día por cinco años lo que le generó una cirrosis y un daño al hígado irreversible.

La cirrosis destruye las células hepáticas y aumenta el tejido nodular y fibroso del hígado. Ademas ella desarrolló una retención de líquidos que la obligaba a ir cada tres semanas a drenar el líquido de su hígado.

A continuación te dejamos el video de este caso y esperamos que sirva para concientizar sobre el consumo irresponsable de alcohol.

Comparte este video con tus amigos para que no beban irresponsablemente.