Mendigo Anciano Lloraba Desconsoladamente, Pero Una Policía Se Acerca Y Seca Sus Lágrimas

A veces una imagen puede valer más que mil palabras y devolvernos la fe en la humanidad y es que estamos acostumbrados a ver a las fuerzas de orden y seguridad como personas que con su uniforme ejercen una desalmada autoridad con la que muchas veces hacen daño a vendedores ambulantes o personas en situación de calle, pero no se puede catalogar a todos de la misma manera y aquí les mostramos un claro ejemplo de ello.

En este video un anciano mendigo llora desconsoladamente porque pedía limosna pero nadie le daba ni una sola moneda para poder comprar algo que comer, Fue en ese momento que una policía se acerca y seca sus lágrimas con unos pañuelos muy delicadamente hasta borrar todo vestigio de tristeza. Luego la policía le ofrece al mendigo unas galletas y nos pastelitos para que pueda comer algo.

Ya realizada esta noble labor la policía volvió a sus funciones. El video fue captado por un transeúnte que se conmovió con el actuar de esta mujer que es un ejemplo de solidaridad.

Muchas veces estas personas en situación de calle son invisibles para los demás, pero hace falta que alguien los mire como personas para darles un pequeño momento de felicidad.

Comparte este video donde un mendigo llora, pero alguien tiene un gran gesto de humanidad con él.